viernes, 18 de octubre de 2013

NO RUEGUES POR AMOR

No ruegues por amor, afecto o atención.
Si no te lo dan voluntariamente, no vale la pena tenerlo.

El amor es algo que nace naturalmente, algo que se da sin pedirlo, sin pensarlo, sin “analizarlo” mucho. 

NUNCA debes rogar o pedir amor, ¡NO!, aunque no lo creas, te estás haciendo daño e incluso estás haciéndole daño a la relación. 

Mujeres que aman demasiado, codependencia afectiva, apego

Hombres que aman demasiado, sometidos, humillados
Si el amor no se expresa espontáneamente, habla con tu pareja y dile lo que piensas y sientes, pero no puedes estar todo el tiempo pidiéndole "besos, abrazos y amor".

Si te urgen las ganas de “pedir”, contrólate, recuerda que debe salir del corazón de tu pareja, no es un “mandato” que esa persona tiene que cumplir porque tú lo pides.

En vez de pedir amor, trata de hacer cosas que le ayuden a esa persona a expresar sus sentimientos.


Rogando por Amor
Amor no es tener novio ni besar.


Amor es cuidar, respetar, compartir.


Aprende a amarte. Autoestima. Amor propio
Evitar expresiones tales como:

"No soy nada sin ti"
"Sin ti no valgo nada"
"Mi vida no tiene sentido sin ti"
"No puedo vivir si tú no estás"
"Sin ti me muero"
"Sin ti no soy nadie"
"Eres TODO para mí"
"¡¡Eres el aire que respiro!!"


EL QUE NO QUIERE, NO QUIERE.
Y PUNTO. 
A ADAPTARSE Y PASAR A OTRA COSA.