miércoles, 8 de noviembre de 2017

TECNICA PARA ELIMINAR MIEDOS, TRISTEZA, IRA, DOLOR, ESTRES

Utiliza el siguiente ejercicio cuando quieras dejar de sentir miedo, dolor, tristeza, ira o estrés, cuando quieras sentirte ligero o ligera, cuando quieras en definitiva, tener una vida plena utilizando tu energía en cosas que realmente te hagan sentir bien.

El procedimiento es el siguiente:
Intenta buscar un sitio cómodo y relajado, también podrás hacerlo en cualquier lugar y casi cualquier situación.
Respira conscientemente. Toma conciencia de tu respiración.
Con los ojos cerrados, visualiza que estás sentado/a de forma cómoda al aire libre, en un parque, una playa, la montaña quizás, el sitio que quieras.
Delante de ti, con los ojos cerrados, a sólo unos centímetros visualiza una situación o a personas que te generen malestar, que quieras soltar, que ya no te aporten nada, que te causen dolor o miedo.
Mételos dentro de una bola de luz blanca.
A continuación introduce las sensaciones generadas por esa situación o personas (las sensaciones podrán ser el miedo, el dolor, la culpa, etc).
Mantén fija la mirada en la bola de luz blanca durante varios segundos.
Cuando sientas que el momento ha llegado, visualiza la bola de luz blanca elevándose hacia el cielo.
Síguela con la vista y nota como se aleja poco a poco.
Con las palabras que salgan de tu corazón, dile (a Dios, a un Ser Superior, a tu Espiritualidad, al Universo, a la Energía, la Naturaleza, la Luz, la Verdad, tu esencia, o cualquiera sea tu idea de Él, tu fe o creencia) que le entregas un presente, un regalo.
Dile que le entregas esa situación que te genera dolor.
Dile que le dejas a cada una de esas personas que te consumen la energía.
Dile que los trate y los recicle devolviendo a la Tierra todo lo bueno que tienen.
Quédate unos instantes sintiendo el vacío que dejó delante de ti la bola de luz blanca.
Respira lentamente y siente el vacío.
Para finalizar, dile gracias (a Dios, a un Ser Superior, a tu Espiritualidad, al Universo, a la Energía, la Naturaleza, la Luz, la Verdad, tu esencia, o cualquiera sea tu idea de Él, tu fe o creencia) por trabajar y reciclar esa carga que no querías llevar.
Dile gracias con cada parte de tu Ser.
Ahora lentamente vas abriendo los ojos.
Este ejercicio de visualización puedes realizarlo todos los días.
La práctica constante es clave para que puedas sentir y ver resultados positivos.