martes, 30 de diciembre de 2008

AÑO NUEVO

COMO SACAR EL MAXIMO PROVECHO DE LAS FIESTAS DE AÑO NUEVO

www.psicologosperu.com

“Es normal sentirse abrumado durante las fiestas de Navidad y Año Nuevo. La presión de tener la Navidad o el Año Nuevo perfectos puede ser extraordinaria”, señala la Dra. Katherine Nordal, directora ejecutiva de práctica profesional de la Asociación de Psicólogos de Estados Unidos (APA). “Es importante poner las cosas en perspectiva y dares cuenta que el materialismo de las fiestas no es el verdadero espíritu de estas temporadas. Estas fiestas tratan acerca de la familia y la unión, mas no de adornos y regalos.

Recuerde que existen etapas que puede seguir para evitar el estrés de las fiestas y asegurarse una temporada libre de preocupaciones.

La Asociación Americana de Psicólogos APA ofrece las siguientes recomendaciones:

1. Darse tiempo para uno mismo – Existe mucha presión de ser todo para todos. Recuerde que usted es solo una persona y solo puede lograr determinadas cosas. A veces cuidarse usted mismo es lo mejor que puede hacer; los demás se beneficiarán de que no esté estresado. Salga a caminar, que le den un buen masaje o dese tiempo para escuchar su música favorita o lea un libro nuevo. Todos necesitamos tiempo para recargar nuestras baterías; al bajar sus revoluciones por minuto tendrá más energía para alcanzar sus metas.

2. Voluntariado – Localice una organización benéfica en su localidad, como un comedor popular, una casa-hogar, una iglesia, etc., donde usted y su familia puedan ofrecerse como voluntarios. Asimismo, participe en algún programa tipo “plantar un árbol”, “adoptar un niño o un anciano”; el ayudar a los que viven en verdadera pobreza puede ayudarle a poner en perspectiva sus propios asuntos financieros.

3. Tener expectativas realistas – Ninguna Navidad, Hanukah, Kwanza u otra celebración es perfecta; considere las fallas inevitables como oportunidades para demostrar flexibilidad y resiliencia. Un arbolito defectuoso o un pavo quemado no arruinarán su fiesta; por el contrario, creará un recuerdo familiar. Si la lista de deseos de su hijo está fuera de su presupuesto, hable con ellos acerca de las finanzas familiares de este año y recuérdele que las fiestas no significan tener que hacer regalos costosos.

4. Recuerde lo que es importante – El bombardeo de publicidad navideña puede hacerle olvidar de qué se trata en realidad la Navidad. Si su lista de gastos de Navidad se sale de su presupuesto mensual, deténgase y recuerde que lo que hace que una celebración sea inolvidable es la familia y no los regalos de las tiendas, las decoraciones elaboradas ni la comida gourmet.

5. Busque apoyo – Comente acerca de su ansiedad con sus amistades y familiares. El exteriorizas las cosas puede ayudarle a hacer fluir sus sentimientos y hallar una solución para su estrés. Si aun así, usted sigue sintiéndose agobiado, considere buscar la ayuda profesional de un psicólogo para ayudarle a manejar el estrés que le causa la Navidad y el Año Nuevo.

www.psicologosperu.com