sábado, 11 de agosto de 2018

DIA 223: 9. ¿QUÉ ES LA AUTONOMÍA?

La autonomía como capacidad se refiere al conjunto de habilidades que cada persona tiene para hacer sus propias elecciones, tomar sus decisiones y responsabilizarse de las consecuencias de las mismas.

La autonomía se aprende, se adquiere mediante su ejercicio, mediante el aprendizaje que proviene de uno mismo y de la interacción social. Se trata, así pues, de un ejercicio directo de las propias personas y desde su propio control que se aprende (López Fraguas y cols 2004).

¿CÓMO DESARROLLAR LA AUTONOMÍA?

Desde niños pequeños, los padres deben enseñarles a sus hijos a ir aprendiendo a realizar sus propias cosas por su propia cuenta, según el desarrollo de la edad cronológica y/o maduracional de cada hijo y/o ser humano.

Por ejemplo: que vayan aprendiendo a dormir en su propia cama, por sí mismos, en su habitación; que puedan beber agua y/o alimentarse por su propia cuenta (de acuerdo a su edad); que puedan vestirse por sí solos; asearse; que aprendan a limpiar y ordenar sus cosas; que se responsabilicen de sus acciones (si dañaron algo, deben repararlo y/o sustituirlo con alguna otra acción reparadora, etc.); que poco a poco vaya la persona aprendiendo a poder vivir por su propia cuenta, que pueda realizar un viaje o vivir en otro lugar sin morirse de hambre y sabiéndose cuidar y proteger; que pueda subsistir o sobrevivir en el peor de los casos o en la peor de las situaciones; etc.

Ese es el mejor legado que los padres pueden dejar a sus hijos.

¿QUÉ NO SE DEBE HACER?

Hacerles a los hijos las cosas que ellos mismos pueden realizar por su propia cuenta. Por ejemplo: abrocharles los botones y/o amarrarles los zapatos cuando ellos bien pueden hacerlo por sí mismos, darles la comida en la boca cuando ellos ya pueden alimentarse solos, sobreprotegerlos, sobreengreírlos, etc. Todos esos actos los inutilizan, los limitan y/o los vuelven minusválidos para poder enfrentar la vida en el futuro en forma saludable tanto mental como emocionalmente.

Con una autonomía adecuada llegarán a ser ciudadanos de bien, responsables y no una carga para su pareja, para su familia y/o para la sociedad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario